miércoles, 28 de noviembre de 2007

Epidemiologia

La malaria o paludismo humano se considera como una antropozoonosis. La cadena epidemiológica la constituye el parasito, el vector y el susceptible. El hospedero definitivo es el mosquito vector, el Anopheles, pues en el se desarrolla la reproducción sexual del parasito y el hombre es el hospedero intermediario, en el cual se realiza la reproducción asexual.
La forma infectante para el hombre es el esporozoito inoculado con la saliva del mosquito. La puerta de entrada es la piel y el mecanismo de transmisión es la picadura del mosquito. Existe la transmisión no vectorial: a) por transfusión sanguínea; b) trasplacentaria, llamada transmisión congénita; y c) por compartir agujas hipodérmicas, como en el caso de los drogadictos.
La infección se distribuye en todos los continentes, siendo en África donde cobra mas victimas, especialmente en los niños afectados por P. falciparum, estimándose que alrededor de un millón de niños fallecen por este mal.
En las América, hay pocos países que no tienen el parasitismo, pues se extiende desde América del Norte hasta el Sur; siendo tres países que aportan el mayor numero de caso: Brasil. Perú y Colombia, con cifras cercanas al millón de casos al año.
La ecología de esta infección parasitaria esta en relación con diversos factores prevalentes en las zonas tropicales. En estas zonas existe colecciones de agua favorables para la cría de los mosquitos, muchas de ellas son naturales y otras, consecuencia de labores de ingeniería. Se presentan temperaturas altas que acortan el periodo de evolución del vector y permite que sea más abundante. Ayudan también las viviendas precarias en las zonas rurales que permite el ingreso del vector al interior de la vivienda, en especial, aquellos vectores antropofilos y endofilos.
La malaria es un parasito esencialmente de áreas rurales y mas excepcionalmente es la transmisión urbana, dentro de la cual es mas frecuente la transmisión periurbana.
El tipo de actividad de los reciedentes de las áreas endémicas es importante, asi, por ejemplo, los cultivos de arroz suelen ser sitios favorables para el desarrollo del insecto vector. Existe aun dificultad en su tratamiento por la generación de plasmodios resistentes a la drogas. Se estima que existe en el mundo deciento cincuenta millones de personas infectadas y que mueren en el año un millón de personas al año. En Chile existió esta enfermedad en la primera región y fue erradicada a principios de siglo. Se presentan mas de treinta casos al año en nuestro país, como malaria no autóctona productos de los viajes (infecciones adquiridas en países endémicos)